Viajar al país de los faraones es una experiencia única para conocer una civilización milenaria, tan antigua como el tiempo. En tu viaje a Egipto, podrás descubrir templos gigantes como los de Karnak, Luxor y Abu Simbel; otros funerarios, como el de la Reina Hachepsut; y tumbas de reyes y reinas con textos sagrados, en el Valle de los Reyes.


Índice de Contenidos

  1. 1. LAS PIRÁMIDES DE EGIPTO
  2. 2. LA PIRÁMIDE DE SAKARA
  3. 3. TEMPLOS DE DENDERA Y SUS BOMBILLAS
  4. 4.  TEMPLO FUNERARIO DE SETI I
  5. 5.  CIUDADELA DE SALADINO
  6. 6.  MEZQUITA DE ALABASTRO
  7. 7.  TEMPLO DE LUXOR
  8. 8. TEMPLO DE KARNAK
  9. 9.  TEMPLO DE HACHEPSUT
  10. 10.  VALLE DE LOS REYES
  11. 11.  TEMPLOS DE ABU SIMBEL
  12. 12.  TEMPLOS DE PHILAE

Y como ya sabrás, las pirámides más famosas del mundo están aquí. Giza, Keops, Kefren y Micerinos son maravillas del mundo antiguo. Y por su puesto el principal atractivo turístico para los visitantes.

Para ver Egipto en una semana, debes organizar muy bien tus paradas. Entre las que te recomendamos otro tipo de actividades diferentes a ver pirámides. Como, por ejemplo, disfrutar de un apacible crucero por el sagrado rio Nilo. Aquí descubrirás la sosegada vida cotidiana de los egipcios del sur.

Prepárate para un viaje inolvidable, que te marcará el alma. Siempre querrás regresar al país de los faraones. Haz click aquí para ver cuándo es la mejor época para organizar tu visita.

 

LAS PIRÁMIDES DE EGIPTO

Para organizar un viaje a Egipto, lo primero que debemos hacer es priorizar qué visitas realizaremos primero. Y entre ellas, estará conocer las pirámides de Keops, Kefrén y Micerinos. Las pirámides de Giza es el destino imprescindible.

Cuando estés frente a ellas, seguro que te acordarás de cuando eras pequeño y de aquellas historias de los faraones. Estas pirámides cumplirán tus expectativas. Y te surgirán un montón de preguntas como de dónde se han traído las piedras de las pirámides, qué sistemas utilizaron para construirlas o dónde está el tesoro del faraón.

Cuando, por ejemplo, visites la cámara real y veas el sarcófago, pensarás que existía un tesoro de oro de cientos de kilos. Y recordarás esas lecciones de historia en las que te explicaban que allí estaba el ajuar que tenía el faraón, ropa, esclavos y soldados. Y que todo ello le iba a acompañar en su viaje al más allá, para vivir eternamente en el paraíso.

 

LA PIRÁMIDE DE SAKARA

Un lugar que no se debe perder, en una visita a Egipto es, sin duda la meseta de Sakara. Es el enclave, donde, según se dice, se construyó la primera pirámide. Las construcciones de Giza, son muy grandes e impresionantes, pero su historia comenzó aquí. El primer paso para erigir grandes pirámides, se dio en Sakara con la construcción de la pirámide escalonada.

Según la cronología fue la primera pirámide construida en Egipto por el arquitecto Amenhotep, dedicada al Faraón Zoser.

Durante mucho tiempo ha estado cerrada, pero, ahora ya se puede visitar. Podrás disfrutar del interior de esta mítica construcción. Un lugar construido hace 3500 años, es algo impresionante.

En este lugar se encuentra uno de los lugares más misteriosos de Egipto: El Serapeum. Una tumba gigantesca y misteriosa, en este caso subterránea, y dedicada a uno de los dioses más poderosos de Egipto. El dios Apis (Toro).

Se cuenta que cada vez que moría un toro, lo momificaban y lo enterraban allí, en elaborados sarcófagos gigantescos. Es uno de los más enigmáticos de Egipto y visita obligatoria en tu semana por Egipto.

 

TEMPLOS DE DENDERA Y SUS BOMBILLAS

Dendera se ubica aproximadamente a 60 km al norte de Lúxor. Está considerado uno de los templos más bonitos de Egipto. Dedicado a la diosa Hator, (diosa del amor y maternidad), el templo está lleno de relieves de colores vivos, conservados, desde hace miles de años.

En su interior se puede descubrir, según algunos estudiosos en la materia, el secreto de la electricidad en el antiguo Egipto. Lo podrás ver en un pasadizo subterráneo, oculto a los ojos de los visitantes: las famosas bombillas de Dendera.

Pero no es la única sorpresa. En sus salas, encontramos el mítico calendario que representa los doce meses del año de 365 días. Dicen que es el primer calendario del Zodiaco. Con imágenes, entre otras, de las constelaciones de Libra y Tauro. Sin duda, una visita sorprendente.

 

 TEMPLO FUNERARIO DE SETI I

Conocido como el templo de Abidos, se encuentra a 50 km al norte de Luxor. Es el templo funerario de Seti I, terminado por su hijo Ramsés II. Dedicado al culto del dios Osiris, uno de los más importantes del antiguo Egipto.

El templo fue durante miles de años el punto más importante de peregrinación para todos los egipcios. Lo hacían para ver los misterios de Osiris, la muerte, y la resurrección. Se puede, además, encontrar en él, una inscripción donde se muestran a los 77 faraones más importantes que gobernaron Egipto.

Es un templo muy extraño en todos los aspectos. Está construido por capillas sucesivas, cada una de ellas mostrando imágenes únicas, todas sagradas, llenas de secretos, misterios y milagros divinos.

 

 CIUDADELA DE SALADINO

La Ciudadela de Saladino es una fortaleza árabe de construcción medieval. Fue construida para rodear el Cairo antiguo y protegerlo, con sus muros, contra los ataques de los enemigos. Se utilizó también para crear cauces de agua y regar parte de la Ciudad.

La fortaleza, sirvió después como sede de los reyes y sultanes. Allí vivieron, en sus residencias reales, protegidos por sus ejércitos que los acompañaban dentro de las murallas.

 

 MEZQUITA DE ALABASTRO

La mezquita de alabastro o la mezquita de Mohamed Ali fue construida dentro de la Ciudadela de Saladino por este rey. Lo hizo con el objetivo de reunirse cada viernes con los jerarcas religiosos que le ayudaban a controlar el poder.

Se llama Mezquita de alabastro porque sus paredes están construidas con este material. Es una construcción gemela de la Mezquita de Santa Sofia de Estambul.

 

 TEMPLO DE LUXOR

Situado en la orilla Oriental de Luxor, es un templo dedicado al culto del dios Amón Ra. Se trata de uno de los templos más importantes de Egipto y, fue construido durante miles de años, añadiendo cada faraón una nueva ampliación.

Entre sus paredes veras dos colosos gigantes que representan al gran Ramsés II. Su sala hipóstila es de las más impresionantes de Egipto. En ella se muestran imágenes de la celebración de la fiesta de la crecida del Nilo con imágenes de música, baile y banquetes. En el templo hay huellas de la visita que realizó Alejandro Magno cuando llegó a Egipto para rezar al dios Amon Ra.

 

TEMPLO DE KARNAK

Templo de Karnak, es el templo de mayor importancia del antiguo Egipto. Una construcción majestuosa y llena de historia.

No olvides visitar al escarabajo sagrado. Dice la leyenda que hay que pedirle un deseo, y se cumplirá.

 

 TEMPLO DE HACHEPSUT

El templo funerario de la Reina Hachepsut, construido al pie de la montaña, cerca del Valle de los Reyes es un templo muy curioso. Construido en honor a esta mujer, es una de las pocas que se convirtió en faraona. Esto demuestra su importancia en la historia de Egipto.

En sus paredes, se narra, como bajo su reinado, Egipto dejó de tener enemigos y guerras y, cómo se pudo desarrollar la economía del país, y así, mandar expediciones comerciales y diplomáticas a todos los países de África.

 

 VALLE DE LOS REYES

 Es el secreto de los secretos. Se trata de un valle entre montañas, donde los faraones empezaron a excavar sus tumbas reales. Dicen que aún faltan muchas por descubrir en este lugar. La mayoría de las descubiertas, contienen dibujos y textos sagrados. Eran las fórmulas que ayudaban a los faraones a realizar el viaje hacia el más allá.

Los textos y ajuares les ayudaban a vencer a los demonios y, a los animales legendarios, en su viaje de ultratumba. Destacamos de este lugar, la famosa tumba de Tut Ankh Amón, la de Seti VI y la de Ramses VI. Así que no puede faltar este punto en tu semana por Egipto.

 

 TEMPLOS DE ABU SIMBEL

Los templos de Abu Simbel, situados aproximadamente a 300km al Sur de Aswan, son, junto a las Pirámides de Giza, los dos monumentos más famosos en un viaje a Egipto. Están considerados por la Unesco, patrimonio de la humanidad.

Se trata de dos templos. El más grande, dedicado a Ramsés II y el más pequeño dedicado a su querida esposa Nefertari. Fueron rescatados del agua, tras la construcción de la presa de Aswan y trasladados a su sitio actual.

 

 TEMPLOS DE PHILAE

El Templo de Philae, quizás uno de los más bellos de Egipto, fue también rescatado de las aguas de la presa y se situó en la isla Agilkia.

Dedicado a Isis, la diosa madre, la del amor. Fue importante porque allí fue el último lugar de Egipto donde se hablaba y se escribía el jeroglífico en Egipto hasta el año 320 D.C. Fue el último en ser abandonado por los sacerdotes de la antigua cultura egipcia.

El templo está en excelente estado de conservación y, durante su visita disfrutarás de unos paisajes y vistas impresionantes.